Esta madre y refugiada se preocupa por proteger a sus hijas - CARE

Esta madre y refugiada se preocupa por proteger a sus tres hijas pequeñas

Después de escapar de la violencia masiva en Myanmar, los refugiados rohingya como Seno Wara tienen otra preocupación: la trata de personas, que según los expertos va en aumento.

En estos días, Seno Wara, de 25 años, tiene muchas cosas en la cabeza.

“[¿Cómo] cuido a mis hijos? ¿Cómo educo a mis hijos? ¿Podemos sobrevivir o no? Estas cosas me hacen pensar ".

Seno Wara, una refugiada rohingya de Myanmar, huyó a Bangladesh junto con su esposo y sus tres hijas, de 7, 3 y 1 años. Son parte de los más de 900,000 refugiados rohingya de Myanmar que huyeron de Bangladesh después de que la violencia se intensificara en el norte de Myanmar. Estado de Rakhine en 2016. Alrededor del 80 por ciento de estos refugiados son mujeres y niños. La familia de Seno Wara ahora vive en el limbo en un campo de refugiados en Bangladesh.

“Nos preocupa el futuro. Nos quedamos en el campamento y mi esposo no tiene trabajo. ¿Lo que haremos?"

Los rohingya se han enfrentado a décadas de discriminación y apatridia, y los picos de ataques violentos los han llevado a escapar a Bangladesh a lo largo de los años. Debido al aumento más reciente de la violencia, la gente busca seguridad en los campos de refugiados alrededor de Cox's Bazar, Bangladesh, que alberga a más de 900,000 personas, lo que lo convierte en el campo de refugiados más grande del mundo.

Se trafica con niñas, se tortura a las niñas. Nos sentimos ansiosos.

Seno Wara

Seno Wara dice que la situación de vida en el campo es terrible. Está abarrotado, insalubre y las raciones de comida son insuficientes.

La exdirectora nacional de CARE Bangladesh, Zia Choudhury, dijo que la crisis de refugiados de Myanmar es “las peores condiciones que he visto”En 20 años trabajando con refugiados.

Este desesperado nivel de vida, junto con la incertidumbre del futuro, deja al Seno Wara con muchas preguntas.

"No tenemos dinero. ¿Lo que haremos? ¿Cómo alimentaremos a nuestros hijos? ¿Cuántos años tenemos que permanecer en el campo [de refugiados]? ¿Y también cuántos años nos alimentará el gobierno? ¿Cómo sobreviviremos? "

900,000 refugiados rohingya han huido a Bangladesh

Como madre de tres niñas, Seno Wara tiene otra preocupación: la trata de personas. Seno Wara dice que hay niñas que han sido "obligadas o convencidas" a abandonar el campamento.

Según el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados, "los peligros del secuestro y la trata son relativamente pequeños pero reales". En 2019, la agencia de la ONU informó haber intervenido en más de 170 casos de personas desaparecidas, secuestros y secuestros en los asentamientos de refugiados, y agregó que el número real probablemente sea mucho mayor.

En un período de siete meses en 2019, la Organización Internacional para las Migraciones identificó 420 casos de trata de personas después de que las víctimas se dieron a conocer, y la policía de Bangladesh rescató al menos 250 rohingya de los traficantes durante un período similar.

“A veces [los traficantes] quedan atrapados en el puesto de control, pero algunos se van en silencio”, dice Seno Wara. “Se trata de niñas, se tortura a las niñas. Nos sentimos ansiosos ".

Como resultado, tiene miedo de enviar a sus hijas a la escuela, preocupada de que puedan ser secuestradas. "¿Por qué [acosan] a nuestras chicas?" ella pregunta.

De todas las preguntas que tiene Seno Wara, una persiste: "Ya hemos perdido nuestra identidad ... sigo pensando, '¿Por qué no podemos vivir en paz?'"

Mujeres como Seno Wara, que huyen de emergencias, corren el riesgo de sufrir violencia y explotación en el camino hacia la seguridad. Vea otras historias de mujeres y luche con CARE para hacer #WomenEqual.

Video y foto tomada por Josh Estey.