Nuevo informe de ONU Mujeres y CARE destaca el impacto desproporcionado de la guerra sobre las mujeres y las minorías - CARE

Nuevo informe de ONU Mujeres y CARE destaca el impacto desproporcionado de la guerra sobre las mujeres y las minorías

Después de más de dos meses de guerra en Ucrania, que ha obligado a millones de refugiados y desplazados a huir de sus hogares, un nuevo Análisis Rápido de Género por ONU Mujeres y CARE revela que las mujeres y las minorías se enfrentan a inmensas dificultades en lo que respecta a la salud, la seguridad y el acceso a los alimentos como resultado de la crisis. En Ucrania, las mujeres se están convirtiendo cada vez más en cabezas de familia y líderes en sus comunidades a medida que los hombres son reclutados, pero siguen estando en gran medida excluidas de los procesos formales de toma de decisiones relacionados con los esfuerzos humanitarios, el establecimiento de la paz y otras áreas que afectan directamente sus vidas.

El analisis, basado en encuestas y entrevistas con personas en 19 regiones de Ucrania entre el 2 y el 6 de abril de 2022, destaca la dinámica de género de la crisis y recomienda acciones para que los gobiernos, la comunidad internacional y otros actores las implementen en su respuesta humanitaria.

“Cuando se trata de las necesidades humanitarias de las personas desplazadas, los lugareños y los hogares, las mujeres hacen la mayor parte del trabajo: conducen, proporcionan medicamentos y alimentos a los hospitales y a los locales, se preocupan por sus familiares discapacitados y sus hijos”, dijo una mujer que participó. en la encuesta.

El informe revela que el impacto de la guerra es particularmente desproporcionado para los desplazados internos y los grupos marginados, como los hogares encabezados por mujeres, los romaníes, las personas LGBTQIA+ y las personas con discapacidad. Muchos encuestados de comunidades gitanas dieron testimonio de una severa discriminación, tanto en su lucha diaria como en el acceso a la ayuda humanitaria.

El análisis también revela que los roles de género están cambiando en Ucrania. Si bien muchos hombres quedaron desempleados y se dedican principalmente a las fuerzas armadas, las mujeres informan que asumen nuevos roles y múltiples trabajos para compensar la pérdida de ingresos familiares. Las mujeres también están desempeñando funciones vitales en la respuesta humanitaria en las comunidades locales. Sin embargo, a pesar de asumir roles de liderazgo cada vez mayores en sus familias y comunidades, en gran medida están excluidos de los procesos formales de toma de decisiones políticas y administrativas.

Con las escuelas cerradas, la alta demanda de trabajo voluntario y la ausencia de hombres, la carga de cuidados no remunerados de las mujeres ha aumentado significativamente. El retroceso en la igualdad de género ya es evidente en la crisis actual. La guerra está aumentando el desempleo entre toda la población y probablemente empujará a las mujeres a los sectores informales desprotegidos de la economía y aumentará la pobreza.

Las mujeres y las niñas también destacaron el acceso deficiente a los servicios de atención de la salud, especialmente para las sobrevivientes de violencia de género (VBG) y las madres embarazadas, embarazadas y primerizas, así como el aumento de los temores de la VG y la falta de alimentos, especialmente para quienes se encuentran en un conflicto intenso. áreas Muchos de los encuestados también hablaron de los desafíos y las barreras que enfrentan para acceder a la ayuda y los servicios humanitarios, y alrededor del 50 por ciento de las mujeres y los hombres indicaron que la salud mental fue un área principal de la vida afectada por la guerra.

“Es fundamental que la respuesta humanitaria en Ucrania tenga en cuenta y aborde las diferentes necesidades de mujeres y niñas, hombres y niños, incluidos los que más se quedan atrás”, dice la directora ejecutiva de ONU Mujeres, Sima Bahous. “Este análisis oportuno proporciona la evidencia de esas necesidades y su urgencia. Las mujeres han estado desempeñando papeles vitales en la respuesta humanitaria de sus comunidades. También deben participar de manera significativa en los procesos de planificación y toma de decisiones para garantizar que se satisfagan sus necesidades específicas, especialmente las relacionadas con la salud, la seguridad y el acceso a los medios de subsistencia”.

“Nuestro Análisis Rápido de Género nos permite consultar directamente con las poblaciones afectadas para identificar con precisión qué necesidades específicas tienen los diferentes grupos de personas y cómo satisfacerlas mejor”, dice Sofia Sprechmann Sineiro, Secretaria General de CARE International. “Lo que estamos escuchando de la gente de Ucrania es que ciertos grupos, como las personas con discapacidades, los romaníes y otras minorías étnicas, las madres solteras y los niños no acompañados, necesitan diferentes formas de protección y asistencia. Para mantener nuestra respuesta efectiva y relevante, dichos grupos deben ser consultados y priorizados en todo el ecosistema de ayuda a medida que esta situación verdaderamente devastadora continúa evolucionando”.

Recomendaciones clave del Análisis Rápido de Género:

  • Asegurar que la asistencia humanitaria atienda las necesidades de mujeres, hombres, niñas y niños en situación de vulnerabilidad y de diferentes grupos marginados, especialmente la comunidad gitana, los adultos mayores y las personas con discapacidad.
  • Dar prioridad a las mujeres y los jóvenes para que lideren igualmente la respuesta y sean parte de la toma de decisiones.
  • Apoyar a las organizaciones de derechos de las mujeres y dirigidas por mujeres que participan en la respuesta mediante la provisión de recursos financieros y amplificando sus voces en plataformas nacionales e internacionales.
  • Proporcionar a las mujeres y hombres desplazados opciones de formación profesional y medios de subsistencia, sin perder de vista los roles de género cambiantes.
  • Hacer que el acceso a los albergues sea inclusivo y no discriminatorio. Los albergues colectivos deben ofrecer alojamiento segregado por sexo y/o segregado por familia.
  • Aliviar las cargas de la educación en el hogar alentando a las familias a redistribuir el trabajo de cuidados.
  • Diseñar asistencia en efectivo para llegar a las mujeres más vulnerables y en riesgo, especialmente en territorios ocupados, áreas de hostilidades activas y localidades rurales.
  • Llenar los vacíos en los servicios para responder a la violencia de género.
  • Priorizar la salud sexual y reproductiva y la atención de la salud de la madre, el recién nacido y el niño, incluida la atención clínica de las sobrevivientes de agresiones sexuales y garantizar el acceso a métodos anticonceptivos.

Acerca de ONU Mujeres

ONU Mujeres es la entidad de las Naciones Unidas dedicada a la igualdad de género y el empoderamiento de las mujeres. Un campeón mundial para mujeres y niñas, ONU Mujeres se estableció para acelerar el progreso en la satisfacción de sus necesidades en todo el mundo.

ONU Mujeres se compromete a garantizar la igualdad entre mujeres y hombres como socios y beneficiarios de la acción humanitaria. ONU Mujeres trabaja en la prevención, preparación y respuesta ante crisis para reducir las vulnerabilidades, abordar los riesgos, promover la resiliencia y aprovechar el liderazgo de las mujeres, cumpliendo su función a través del trabajo normativo para ayudar a los Estados miembros y a las Naciones Unidas a desarrollar e implementar políticas, coordinación en todo el sistema de las Naciones Unidas. y la comunidad humanitaria, y mediante la programación sobre el terreno.

Para más información:
raquel kent
Responsable de prensa superior
Rachel.Kent@care.org

 

etiquetado